El Lenguaje

Hablar de la estimulación del lenguaje en los niños con Síndrome de Down es un tema, que en algunos casos, involucra muchas áreas, entre ellas la hipotonía en la musculatura de la boca y lengua, en mi caso, Ema cuenta con una fonoaudióloga, y a pesar de que ha aumentado su vocabulario, y de que, ella pone mucho de su parte por hacerse entender me he preguntado cómo ayudarle a que sea un proceso más “normal”, éste, el del habla fluida… Existen diversos terapeutas como los de TalkTools.com, pero la verdad es que soy un poco reacia a “invadir” la boca de mi hija con productos y técnicas que prometen ayudar con la hipotonía orofacial.

No obstante, lo que sí hago es estimular toda ésa área con diversas texturas, Ema come todo picado, tal y cual como lo comemos nosotros, en pedazos acordes a su tamaño obviamente, y hemos erradicado la mamadera, y sólo usa vaso de entrenamiento (o en Chile le dicen “vaso con pico”) ó vaso con bombilla, Te puede interesar éste articulo acerca de cual de los dos es más beneficioso, y, los resultados han sido excelentes, ya no saca la lengua, y ha dejado de tener su boquita abierta por periodos de tiempo más largos.

Pero bien, éste post es para reflexionar en éste tema, He leído un libro maravilloso, del autor, John Holt, el libro se titula “How Children Learn” (Como aprenden los niños), y he querido realizar un pequeño resumen de lo que el libro trata y compartirlo con ustedes. Si tienes la oportunidad, cómpralo, de verdad es un tesoro. Este libro no diferencia en como aprenden los niños con Síndrome de Down y los niños geneticamente típicos, y me parece fabuloso, porque es así, sin diferencias, como debemos tratar a todos los niños. John Holt, respecto a enseñarles a aprender, dice:

“Si en nuestro afán de enseñarles y ayudarles a “aprender”, le enviamos suficientes mensajes de duda y de desconfianza, pronto destruiremos la mayor parte de su autoconfianza y aún más importante, la habilidad de aprender por ellos mismos, y los convenceremos de que no son niños curiosos, que son perezosos y que además les cuesta aprender.”

John Holt plantea que es necesario buscar un espacio de tiempo en el que el niño se encuentre motivado a aprender:
Cuando las personas están desanimadas, tristes, desmotivadas, es inutil apurar ó urgirlos para que hagan algo, igual sucede con los niños. Cuánto puede aprender una persona depende de su estado de ánimo, de como se siente en ése momento en que está llevando a cabo dicha tarea. Cuando nos sentimos poderosos y competentes, podemos superar fácilmente las dificultades, nos decimos: Tarde o temprano podré hacer ésto. Al contrario, cuando nos sentimos desanimados más bien tendemos a pensar: “Yo nunca haré esto” ó “Esto es muy dificl para me”, “porque tengo que hacerlo?” y una larga lista de etc.
Las personas pueden pasar de un estado de ánimo a otro muy facilmente. Los niños aún más. Por ello, lo que debemos hacer es eliminar esta presion, consolarlos, y darles tiempo para que tengan la suficiente energia y coraje para volver a la tarea.
Respecto al habla, John Holt plantea:

Cuando un niño está comenzando a hablar, envia mensajes con su voz, así como los adultos a su alrededor obviamente también lo hacen, así sienten y  piensan que esos mensajes son recibidos.

Nosotros los adultos, Estamos tan acostumbrados a hablar que olvidamos que el simple hecho de hacerlo requiere una sutileza y una complicada coordinacion de labios, lengua, dientes, paladar, quijadas, mandibula, voces y respiración. Simplemente, la habilidad motoral oral es la habilidad mas dificil y complicada que nosotros tenemos que aprender, tanto como la habilidad de aprender a ser un maestro de un instrumento musical serio.

Nos damos cuenta cuan dificil es hablar sólo cuando nos toca hacer sonidos en otro lenguaje que es diferente al nuestro.

Aunque cada niño aprende a hacer sonidos en su propio lenguaje, si el vive en un lugar donde más de un lenguaje es hablado, el realizará los sonidos de todos esos lenguajes. ¿Como lo hace?, ¿Como maneja esa habilidad que a los adultos le es tan dificil?.
La respuesta parece ser que los niños son pacientes y persistentes en el “experimento”, repitiendo miles de veces sonidos, silabas y palabras, comparando sus propias palabras con las palabras dichas por la gente que está alrededor de él, y gradualmente transmitiendo esos sonidos a otros, sin temor de hacer las cosas mal aun cuando dan lo mejor por hacerlas bien.
Bill Hull una vez dijo: Si obligamos a los niños a hablar, nunca aprenderán.Existe un mito acerca de si criar un niño bilingue retrasará su desarrollo, ó que aprender otro idioma terminará confundiendolos… y la palabra “confundir” en una palabra que muchos educadores tiene miedo.
Los bebés y los niños pequeños disfrutan escuchar a los adultos conversar, y ellos usualmente se quedan tranquilos por un periodo de tiempo largo, solo para escuchar. Si queremos ayudar a nuestros niños a aprender a hablar, una de las formas que tenemos a mano es hablar con ellos, de una forma natural y desinteresada, y otra forma es dejandoles estar cerca cuando hablamos con otras personas.
Ema no tiene muchas palabras aún en su vocabulario, pero éso no signigica que ella No entienda lo que nosotros conversamos ó le preguntamos. Ella suele usar la sílaba “pa” para varias palabras y objetos: pelota, pan, burbujas (pompas de jabón) ó el hecho de reventarlas (las burbujas)….
Los adultos asumimos que debido a que las palabras son los elementos del lenguaje más simples y cortos, porque cuando aprendemos el lenguaje, aprendemos las palabras. Pero el lenguaje es aún más que aprender palabras, de hecho, “primero” aprendemos a entender el significado de la comunicación al hablar, y “al final” aprendemos que todos esos sonidos saliendo de las bocas de las personas significan y pueden hacer que sucedan cosas.
Debemos saber que los niños (al igual que los adultos), y todos los niños grandes, saben y entiende mucho más de lo que pueden colocar en palabras. Si apuntamos una lámpara y le preguntamos a un niño pequeño: ¿Que es eso?, es muy probable que no obtengamos una respuesta, Si no obtenemos ninguna respuesta, ó una incorrecta, significa eso que el niño no sabe el nombre de la lampara?, ó siginifica que “no sabe” a que nos referimos con la palabra lampara? No necesariamente.

Jerome Bruner una vez dijo, que mucho de lo que hacemos y decimos en las escuelas hace que los niños sientan que ellos no saben nada de cosas que de hecho sabían perfectamente antes de que se empezaran a hablar de ellas. Usualmente niños de 5to basico se confunden y atemorizan por las reglas y formulas magicas, y no son capaces de usar reglas y sentido común para resolver problemas que hubieran resuelto facilmente años antes. Y esto es una realidad de los colegios, usualmente vista tambien en casa. El entendimiento de un niño respecto al mundo es incierto y tentador.

Si le preguntamos muchas cosas bruscamente, es más probable que debilitemos el entendimiento antes de fortalecerlo. Su entendimiento crecerá más rapidamente si podemos nosotros tener fé en ellos, y dejarlos que exploren sólos.

Una buena manera de ayudar a los niños a aprender el nombre de las cosas y hablando acerca de cualquier cosa que hagamos juntos. Cuando un bebé nos muesra, a traves de su expresion, a traves  de la insistencia en el tono de su voz, y a traves de la repeticion de sus palabras una y otra vez, quiere decir que está tratando con mucho esfuerzo de contarnos algo, por lo tanto: debemos hacer nuestro mayor esfuerzo por entender que nos está diciendo. Usualmente, ésto no es nada facil. Algunas personas si no entienden a la primera ó segunda vez, dicen: “No sé que es lo que me estas diciendo”, y se rinde. Pero no debemos rendirnos. Debemos más bien decirle al niño: ¿Puedes mostrarme?…

El libro es Maravilloso, de verdad vale la pena leerlo How Children Learn, John Holt, ¿Y tú, cómo ayudas a tu hijo en el desarrollo del área del lenguaje?.